Próxima Reunión: miércoles 01 de NOVIEMBRE de 2017, 10 hs. ¡¡FELIZ 2017!!

http://www.apoaenelmoyano.blogspot.com/ ES EL BLOG DEL TALLER DE POESÍA DE APOA EN EL HOSPITAL MOYANO - Correo electrónico: poetasdelmoyano@gmail.com - Hospital Dr. Braulio Moyano: Brandsen 2570, Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Argentina.

IMPORTANTE: VER AL PIÉ DE ESTA PÁGINA EL "ORGANIZADOR / ÍNDICE" (desde donde se puede llegar directamente a todas las entradas del blog).

Liliana Allami desde "La vuelta del deseo": ¿¿Por qué quiero que mi libro esté en la Biblioteca "María Meleck Vivanco"??

Si hago llegar mi libro “La vuelta del deseo” al taller, es con la intención de que algún cuento, algún párrafo, alguna frase dispare algo en el lector, despierte algún interrogante, produzca una chispa de inquietud o una nueva emoción. Si algo de esto sucede, si una imagen conmueve, si un cuento gusta, si mi escritura hace pasar un buen momento, me sentiré dichosa.


Soy feliz escribiendo. Pero soy más feliz leyendo aquello que me hace dialogar conmigo misma, que me ayuda a conocerme. Digamos entonces que el libro es una especie de flecha que uno echa al mundo y que, con suerte, impactará en el corazón de alguien.


“La vuelta del deseo” es un libro intimista. En general, el tono de mi escritura es así: minimalista. Hechos pequeños, criaturas nada rimbombantes.


Deseo es anhelo, algo que impulsa, que se tiene por delante para concretar, para satisfacer. Tener deseos ayuda, me parece, a sobrellevar la monotonía, a sostener la esperanza. Te deseo, deseos, me dijo una vez alguien en mi cumpleaños, y me gustó porque parecía que me invitaba a soñar y a conquistar una y otra vez espacios nuevos.


A veces el deseo, eso que yo llamaría chispa vital, en ciertos momentos de la vida decae, disminuye o desaparece casi por completo. En esa situación, en esa etapa, están creo los personajes de mis cuentos cuando algo nuevamente los invita, los seduce, los pone en movimiento, los alienta, los despierta. El deseo, claro está, también trae aparejadas frustraciones. Y entonces, con suerte, se volverá a desear.


Deseo, realmente deseo, que tengan el deseo de leer estos cuentos.


Un gran cariño para todos

Liliana Allami

No hay comentarios: